8 de diciembre de 2010

.*.

Llueve, en mis manos un boligrafo, y sobre mi mesa una gran cantidad de papeles garabateados con mis apuntes malhechos. Un libro abierto, un relato, releido ya varias veces, un trabajo pentiende, pero pocas ganas de continuar.

Mis oidos han decidido que la musica que los inundaba era molesta, ahora solo escucha la lluvia caer sobre mi ventana, y los truenos de fondo, un buen día...

Nada más que hacer, nada mas que escuchar, hoy es apetecible quedarse mirando como cae la lluvia, mientras los recuerdos me invaden y me sacan la sonrisa que anhelo. No, no es facil, esta vida no esta hecha para ser fácil, sino todo lo contrario, nos pone obstáculos cada vez más diversos, cada vez más frustante. Siempre me creí capaz de saltarlos todo, de ser mas fuerte que todos, pero cuando bajas al mundo real, te das cuenta de lo jodidamente dificil que es intentar ser feliz.

Se supone que en estos días, en los que la navidad se acerca, el buen ambiente debe de fluir en todos los hogares, pero claro, solo se supone, porque la verdad es tan diferente a lo deseado....

Al menos, lo tengo a él, por frustante que me resulte en ocasiones, pero, ¿ qué sería una pareja sin eso? , pues eso, nada...

Y espero tener a otra personita dentro de poco, que viene para el 23, que lo hecho de menos, y que sin él, muchas cosas serían diferentes...

2 comentarios:

  1. Me gustan las tardes de lluvia, sentada en el sofá, tapada con la manta, con un buen libro o en compañía de mis recuerdos o mi imaginación... Ser feliz no es un objetivo definitivo, solo son momentos, disfrútalos. Un besazo

    ResponderEliminar

Palabras...