12 de enero de 2012

Sentadita...

Desde una penumbra encendida, un ruido extraño llamaba la atención de la chiquilla. ¿Quién podía estar allí? ¿En aquel lugar creado para sus fantasías y sentimientos?
Sus ojos se alzaron para buscar con la mirada el causante del ruido. Alguien buscaba entre aquellos cajones, alguien estaba sacando las cosas de su sitio, desordenando su lugar, y dejando resquicios de su paso por todos lados.
La chiquilla miraba, no podía hacer nada, o mas bien, no quería. Apenas conocía a aquella persona, apenas sabía de sus intenciones, pero lo dejaría desordenar, pues ella estaba acostumbrada a reordenarlo todo...y no iba a pasar nada por hacerlo de nuevo...

Sentadita en su rincón, se limitó a dejar pasar el tiempo, y ha preguntarse...¿Que pasará?

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Palabras...